Recientemente se inauguró la Fiscalía de Delitos de Defraudación y Contrabando Aduaneros, que será la encargada de conocer, investigar y perseguir penalmente los delitos de contrabando, defraudación aduanera y otros relacionados.

La CGAB y el Observatorio Contra el Contrabando, OCC, se complacen con esta decisión por parte del Ministerio Público por haber atendido nuestra petición reiterada de crear la Fiscalía de Delitos contra el Contrabando y Defraudación Aduanera, ya que ha sido un flagelo para Guatemala las operaciones de las estructuras criminales.

En Guatemala, se estima que Q17 millardos anuales es la evasión fiscal por contrabando y defraudación aduanera y con un impacto no medido sobre el riesgo sanitario. Solo del sector de alimentos y bebidas, 30 por ciento de los productos que ingresan al país son ilegales. Se estima que el contrabando representa el 3.5% del Producto Interno Bruto (PIB).
La nueva fiscalía del MP ayudará a reducir estos impactos negativos en la economía nacional.